jueves, 28 de abril de 2016

Escultura al Goggomobil en Mungia

Este micro-coche, fabricado en Mungia, dio trabajo a mucha gente en la comarca de Mungialdea. Costaba 63.000 pesetas y no tenía maletero. Se fabricaron casi 6.000 vehículos ente 1962 y 1967. Pero en ese momento también salió al mercado el Seat 600 y la fábrica de Mungia tuvo que cerrar.

Como explica Miguel Martín Zurimendi, miembro del Club Goggomobil, aficionado a los coches y gran conocedor de la historia de este automóvil, "para mucha gente el Goggomobil fue su primer coche; era un coche de dominguero, para ir a la playa. La gente dice que incluso hacían viajes largos, a Madrid, con el Goggomobil". Actualmente, hay una docena de unidades registradas en el País Vasco y unos 200 a nivel estatal, pero Martín asegura que probablemente en casas y caseríos quedaron más guardados, como si de juguetes se trataran por su tamaño reducido. 
Son coches que no han tenido gran valor a nivel de coleccionismo y no lo van a alcanzar. Su valor es más sentimental al ser un vehículo vizcaino", asegura Martín. Resalta, asimismo, que los Goggomobil son los coches que despiertan más simpatía junto a los Biscuter y las Isetta, estás últimas más cariñosamente conocidas como huevos.

No hay comentarios:

Tierra Santa (1)

Tierra Santa es el territorio geográfico que comprende los lugares en los que se narran las escenas bíblicas tanto del Antiguo Testamento ...