El Cortijo del Fraile


El cortijo del Fraile fue construido en el siglo XVIII por los frailes del Convento de Santo Domingo de Almería para atender a los cultivos de olivos y cepas de vino. A partir del siglo XIX dejó de pertenecer al clero.

Este cortijo de gran belleza y dimensiones dispone de capilla, mausoleo, aljibe, etc., y en 1928 fue escenario del famoso crimen pasional que dio lugar a Bodas de sangre, la obra de García Lorca.

A partir de los años 60, El Cortijo del Fraile fue utilizado como localización cinematográfica en películas del oeste, como El bueno, el feo y el malo (1966), Yo soy la revolución (1966), Tiempo de buitres (1967), Los cuatro truhanes (1968) o Agáchate maldito (1971).

En la aldea cercana de Los Albaricoques, se rodaron más de uan veintena de películas, como por ejemplo La muerte tenía un precio (1965).

En este mes de abril se ha reestrenado en el Teatro Olímpico de Roma la obra Bodas de Sangre del ballet flamenco creado por Antonio Gades en 1974

Comentarios

Entradas populares de este blog

Centenario de la Galerna de 1912 en Bermeo

EXPOSICIÓN: “Miguel de Unamuno. Dibujos”