ACNUR necesita fondos


ACNUR necesita urgentemente fondos para poder desarrollar su trabajo en el Sáhara Occidental, en los campamentos de refugiados en Argelia y para su operación de repatriación de refugiados mauritanos.
A principios de año, ACNUR solicitó 3,5 millones de dólares para continuar con las actividades de generación de confianza, que incluyen visitas familiares, servicio de teléfono y seminarios, con el objetivo de poner en contacto a los refugiados saharauis en los campos de Tindouf en Argelia con sus parientes en el territorio del Sáhara Occidental. Como pudimos observar el mes pasado, sólo se han recibido aproximadamente la mitad de los fondos solicitados y ha habido una reacción mínima por parte de los donantes. Tememos vernos obligados a suspender las visitas familiares antes del próximo mes.
Los refugiados saharauis comenzaron a llegar a Argelia en 1976 después de que España se retirara del Sáhara Occidental y estallara la lucha para conseguir el control de la zona. La mayor parte de los refugiados saharauis han estado viviendo durante 32 años en regiones desérticas de Tindouf, al oeste de Argelia, mientras otros se quedaron en el Sáhara Occidental. Esto ha supuesto la separación de familias durante mucho tiempo. En 2004, ACNUR introdujo varias medidas para reestablecer el contacto entre parientes, incluyendo visitas de cinco días con familiares y seres queridos, que permitieron a muchos de ellos reunirse después de 32 años de separación. Las visitas contribuyen considerablemente a superar el trauma y el sufrimiento de la gente saharaui, así como al aumento del clima de confianza entre todas las partes implicadas en el conflicto saharaui. (Fotografía: ACNUR)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Centenario de la Galerna de 1912 en Bermeo

EXPOSICIÓN: “Miguel de Unamuno. Dibujos”